THE STROKES, ANGLES: Un cubo de cinco caras

“La mejor manera de destruir una amistad es teniendo una banda musical”. Estas palabras proferidas por Nick Valensi explican las dificultades que tuvieron The Strokes para armar un nuevo álbum.

El nombre del disco puede ser incluso una ironía ante los tres primeros trabajos del grupo. Angles (RCA, 2011) se diferencia en que Julian Casablancas no tuvo el 99% de las decisiones creativas a su cargo.

Mal que mal, el frontman tuvo su proyecto solista, al igual que el resto de los integrantes de The Strokes.

Y es claro que este es el resultado de una forma diferente de hacer las cosas. Pero nadie dice que sea mejor.

First Impressions of Earth (RCA, 2006) ya fue lo suficientemente criticado por su ambición. Ahora con Angles no debiera ser muy distinto, salvo por un detalle: el mundo esperó por este disco, el hype fue despiadado y han pasado cinco años.

Y el antecedente inmediato fue buenísimo. “Under Cover of Darkness”, segundo track y primer single, es una composición amplia, revisionista de su propia propuesta pero con el fogueo de la experiencia sobre sus hombros.

Pero la obertura con “Machu Picchu” es un tanto sosa. El ritmo es impecable, como ya nos tienen acostumbrados los Strokes. Una vibra muy dub, jamaicana en extremo, pero con las guitarras de Nick Valensi y Albert Hammond Jr. muy en sintonía. Tal vez demasiado. La maqueta se nota y los hilos no son tan invisibles, con lo que una composición genuina cae en el empaquetamiento.

Valensi y Hammond Jr. crecen disco a disco. Los solos de Valensi y los riffs de Albert son cada vez mejores, pero muchas veces parece como si los pusieran en un altar sonoro. El bajo de Nikolai Fraiture se nota menos que nunca, evitando las armonías que hacían aún más profundo el “sonido Strokes”.

Mientras, Julian Casablancas se ve favorecido en buen parte del trabajo. La producción en las voces, coros y efectos en estas este caso. No hay un patrón general como sí lo hubo en los tres álbumes anteriores. Allí el periplo solista de Julian toma el micrófono. Casablancas jugó en el estudio todo lo que quiso y probablemente descubrió el valor de una buena decisión. Por eso cada canción parece una interpretación verdaderamente distinta.

Julian también toma lo bueno de su experiencia solista y lo pone a disposición de Angles. Elementos synthpop ochentenos se traslucen en la coherente pero muy pareja “Two Kinds Of Happiness” o la deportivísima “Games”.

A diferencia de Phrazes For The Young (RCA, 2009) los sintetizadores quedan bien en varios pasajes, aunque siempre notemos ese esfuerzo por sonar Strokes.

El problema de un disco con tanto pegoteo de ideas es la estructura rígida que termina prevaleciendo. La orgánica del momentum es compleja en este álbum y se logra en tres momentos: “Under Cover of Darkness”, “Taken For A Fool” y “Life Is Simple In The Moonlight”.

El primer single ya lo hemos analizado largamente. En tanto, “Taken For A Fool” está llena del poder que tracks como “Take It Or Leave It” (This Is It, RCA, 2001), y también compromete una sensación general del álbum: serán eternos adolescentes, pero por favor no los tomen como unos tontos.

Mientras, tras pasar por la olvidable “You’re So Right”, la lenta, tierna pero un poco sosa “Call Me Back”, la feliz fórmula de “Gratisfication” y el heavy metal estilo NYC de “Metabolism” nos adentraremos en el cierre del álbum, su mejor canción y la que más crece con cada escuchada.

“Life Is Simple In The Moonlight” une perfectamente la vibra Strokes con los Ángulos que interactuan en el álbum. Debe ser la única canción que tiene un momentum propio sin requerir del esfuerzo de la banda. También ayuda mucho que únicamente en esta canción se nota el bajo de Nikolai, muy bien logrado.

“Life Is Simple…” también tiene elementos del intento solista de Julian, con referencias al espacio, sonido atmosférico y con mucha ambición. Albert y su estilo de riffs que sacan lo mejor de la enciclopedia del rock es otro que se luce. Incluso el olvidado Fabrizio Moretti y su batería se luce con varios matices.

Aunque tengan fricciones, The Strokes es un grupo de calidad, y da la impresión de su mejor álbum está por venir. Ojalá para borrar el estigma de un debut arrollador como el Is This It.

Y es que así podrían haber lucido los Strokes de esta década. Sin embargo, no hay cubo de cinco caras y los muchachos no fueron capaces de armar la que faltaba, esa que se consigue con trabajo en equipo, pero de verdad.

FICHA TÉCNICA

Artista: The Strokes

Álbum: Angles

Sello y año de lanzamiento: RCA, 2011

Producción: Gus Oberg, Joe Chicarelli, The Strokes.

Tracklist: 1. Machu Picchu (3:29) | 2. Under Cover of Darkness (3:55) | 3. Two Kinds Of Happiness (3:42) | 4. You’re So Right (2:33) | 5. Taken For A Fool (3:23) | 6. Games (3:51) | 7. Call Me Back (3:02) | 8. Gratisfication (2:59) | 9. Metabolism (3:00) | 10. Life Is Simple In The Moonlight (4:15)

Duración Total: 34’ 09’’

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: